Tierras Desoladas
Skip

Foros del Servidor

Post has published by Pressplay
Viendo 2 entradas - de la 1 a la 2 (de un total de 2)
  • Jugador
    • Tejón
    • Mensajes2
    Miembro desde: 07/03/2021

    Nombre: Aradan Maedhros

    Idea: Aradan es un ladrón de reliquias, que se vio empujado a practicar la magia, para rescatar a un ser amado.

    Trasfondo: Aradan, es un elfo de las arenas, un elfo rojo, que vivía en el desierto de Halem hará no demasiado. Su tribu ha vivido siempre bien, asentados cerca de un pequeño oasis cerca de Puerto Wadi, pero oculto generalmente, gracias a las constantes tormentas de arena y las ilusiones de los arcanos que práctican la magia en la tribu.

    Sin embargo, tras el cataclismo, y recordando lo que pasó con los elfos blancos, cuando el Imperio erthuriano reinó, siempre han sentido la necesidad de no permitir de nuevo que poderes superiores cayeran en manos humanas. Por eso, aprovechando el comercio con Puerto Wandi por suministros, siempre han espiado a sus vecinos por si se enteraban de cosas, especialmente de ruinas del antiguo imperio.

    Así, mientras una parte de la tribu espiaba a los vecinos, para adelantarse y recuperar cualquier reliquia que quisieran los humanos, otra parte de la tribu indagaba y exploraba las ruinas y el desierto por su lado.

    Así Aradan, que era un joven elfo con cierta tendencia a pasar desapercibido cuando se lo proponía, solía ser de los que espiaban. Ahí junto a varios compañeros, descubrieron que unos arcanos humanos estaban montando una expedición hacia unas ruinas recién descubiertas, y esperaban encontrar algo de gran poder, a juzgar por el dinero que ofrecían. Pronto reclutaron a varios topos de mazmorra, para que les ayudaran a moverse entre las ruinas con relativa seguridad.

    Al amparo de la noche, y esperando que el sueño humano se apoderase de todos, se infiltró en la posada, y buscó la habitación del segundo al mando de la expedición (ya que éste no era arcano, pero si hombre de confianza del líder, y tendría menos custodias mágicas). Allí encontró las notas respecto a la expedición, y tras anotarse con carbón las referencias del lugar, las devolvió a su sitió y se alejó del lugar, mientras sus compañeros vigilaban en la calle que nadie les sorprendiera.

    La expedición, calculaban se pondría en marcha en dos días tras aprovisionarse todos y hacer los preparativos, así que los elfos partieron de inmediato tras hacer sus propios preparativos. Las ruinas, al parecer podrían haber pasado desapercibidas, enterradas bajo las arenas, si uno no supiera dónde buscar, pero les acompañaba un clérigo de Darum, que con el viento logró abrirles un hueco para infiltrarse, antes de volver a ocultarlos bajo la arena.

    Sin embargo, lo que encontraron, estaba podrido, no había nada destacable, más allá del interés histórico, pero ante la duda siguieron pasando las horas hasta que finalizó el día. Decidieron que estarian un día más, antes de la llegada de la expedición, para asegurarse de que no había nada peligroso. Parecía muy tonto hacer guardías, pero las hicieron igualmente, porque nunca se sabía si los humanos tomarían la decisión de adelantar la expedición, o si una guardia arcana aún latía en esas ruinas.

    No hubo ningún incidente, y al día siguiente sin novedades, salieron y volvieron a ocultar las runas, sin embargo, se ocultaron en las inmediaciones ocultos entre las dunas, para esperar la comitiva humana para ver que hacían. No tardaron mucho en llegar, y el mago que la lideraba lanzó unos conjuros y el suelo tembló, abriendose un camino irregular hacia la entrada de las ruinas.

    Pasó un tiempo, mientras ellos investigaban, y los elfos se inquietaron, así que decidieron enviar a algunos a asomarse, entre ellos Aradan.

    Había una masacre, el propio mago estaba matando a sus propios siervos, y alzándolos como muertos vivientes. En algunas partes de las ruinas aún se escuchaba lucha, de gente afín al plan del mago y gente sorprendida por los acontecimientos. Los elfos se dividieron, y Aradan escuchó oculto una conversación entre el segundo de al mando y el mago. Lo que quería, era simple, él ya sabia que en estas ruinas no había nada al parecer, pero la ubicación era idónea para abrir un tunel bajo tierra, hacia otro asentamiento que estaba custodiado por los gnolls (ir por tierra habría sido un suicidio), y robar ahí el auténtico tesoro bajo sus propias narices. Para eso necesitaban mano de obra barata, incansable y que trabajara todas las horas, es decir no-muertos, y los habían conducido a una trampa.

    Aradan no habría tenido ninguna oportunidad contra el mago, así que se retiró y avisó a sus compañeros, pero un par se habían dejado ver, para socorrer a una humana que se veía MUY joven (y no pudieron simplemente ignorarla), así que se unió al enfrentamiento y la rescataron, para luego retirarse, con ella malherida a cuestas.

    Avisaron, en su tribu de los acontecimientos para que los elfos más avanzados pudieran prepararse y enfrentarse al diabólico plan del mago. Aradan no era uno de ellos, él se encargó de vigilar a la humana, que se hacía llamar Liriana, y asegurarse de que se recuperaba (y no hacía nada sospechoso) mientras fuera su invitada.

    El hermano de Aradan, Lerian, también le ayudaba e su labor. Y se interesó por la muchacha, pues, se enamoraron, ya que ella había demostrado tener, si bien poca sabiduria para meterse en un lío como ese, una gratitud y una inocencia que sorprendió a los hermanos y les hizo ver que tras la muchacha había una bella persona.

    Acordaron visitarse en Puerto Wadi, en varias ocasiones, y en una de esas, descubrieron que el mago de la expedición, frustrado por la interferencia élfica, y deseoso de venganza tras escapar, había vuelto al Puerto. Pensó, equivocadamente, que Liriana había pactado con ellos todo de antemano, pues la habían rescatado, y había pagado a informantes para que le avisaran si la veían.

    Cuando los hermanos se quisieron dar cuenta, era tarde, la habían secuestrado. Aradan, tuvo que atrapar a un informante por la espalda, y ponerle un cuchillo en el gaznate, para que les confesara todo lo que sabía.

    El mago, del que sólo sabían su apodo «El jardinero» (al parecer porque solia poner semillas de su magia maldita en la gente), se la había llevado hacia el oeste, decían que en Istek, dónde el mago tenía otros planes. La muchacha, según sus propias palabras, «iba a suplicar por la muerte», y solamente creían, que eso era porque tenía familía ahí y la iba a convertir a la no-muerte, uno a uno, frente a ella, hasta que sólo quedara ella de la estirpe.

    Aradan, agradecido por la información, degolló al informante, ya que por su culpa Liriana había sido secuestrada, y además, era mejor no advertir al mago de que tenía alguien tras su presa. Y volvieron a su tribu a informar de las malas noticias… pero era consciente de que no podría rescatar a la amada de su hermano, luchando de forma mundana con un mago de alto poder, por lo que su tribu, le cedieron un grimorio para iniciarse en la magía y partieron en busca de Liriana, antes de que fuera tarde.

    El tiempo iba en su contra. Una vez allí, se dividirían, Lerian vigilaria las cercanías del bosque del tejón por si se enteraba de algo, y Aradan vigilaria en la villa de Istek, con la esperanza de que las gentes y sus aventureros pudieran llevarles tras la pista.

    Meta: La meta de los hermanos, es saber el paradero de Liriana y rescatarla, además, de ser posible acabar con el mago cuando tenga el poder para hacerlo e impedir sus viles planes. Pero sabe que no será fácil y que no sabe ni su nombre real, por lo que recurrirá a cualquier medio, por ilícito que sea para lograrlo.

    Descripción física y psicológica:Aradan es el hermano menor, y aunque adulto, siempre ha sido el más conformista de los dos. Es leal a su tribu y a su familia a la que ama incondicionalmente, y además, cree que la labor que hace como ladrón es legítima, pues luchan para impedir que la historia se repita.

    Está francamente preocupado por Liriana y Lerian, y dado que las leyes humanas no tienen mucho significado para él (salvo que les convengan), no tiene ningún reparo en saltarlas si con eso logran avanzar en su causa.

    Es maduro, en el sentido de que es un elfo relajado, y con mucha inteligencia que podría dar que hablar, mientras que el hermano mayor es más apasionado, cosa que les complementa. Sin embargo, aunque son Sol y Luna, sabe que necesita alguien opuesto. Siempre trata de perfeccionarse, ya sea en el latrocinio o la magia, por lo que no duda en ponerse a prueba, sin importarle tanto el botín, como los avances.

    Sus rasgos son joviales, cuando le pillan relajado (rara vez) y viste una cabellera peliroja, también se mueve con cierto desparpajo, y ligero de ropa siempre que puede (un exceso de complementos le incomodan, vestigio de una vida bajo el calor del desierto). Entre sus herramientas siempre hay una daga a la cual llama cariñosamente «último aviso». Su grimorio, no es el típico de los magos que se ve a simple vista que es un libro de magia, pues destaca mucho, así que lo modificó para que pareciera un libro del montón, con una portada de novela erótica y lo tiró en su bolsa, junto a otras novelas del mismo estilo, para que nadie sospeche de lo que es realmente.

    En su colgante, cuelgan dos piezas entrelazadas, una a la Diosa ilmeh, patrona de la magia y la inteligencia, y la otra a Roibo, a quién siempre le ha bendecido con su sonrisa, para salir airoso de los robos. Consciente, de que ambas deidades suelen generar ciertas reticencias en algunos sectores, suele tapar los símbolos bajo la ropa (aunque tampoco los mantiene en estricto secreto).

    El alineamiento de Aradan sería Caótico neutral, pues aunque odia a los que hacen de este mundo un infierno, no dudará en aplicar sus mismos métodos para combatirlos.

    Idiomas:

    Base:
    Élfico, ladrón.
    Por inteligencia:
    gnoll, gigante, enano y dracónico (éste ultimo por la magia creo, ya que soy mago también, y los otros 3 por criaturas típicas del desierto de mi origen).

    La primera regla del ilusionista: La gente es estúpida, dales una pizca de motivación y creerán cualquier cosa…

  • Jugador
    • Tejón
    • Mensajes2
    Miembro desde: 07/03/2021

    LOGROS Y QUESTS:

    -Acceso a la guardia (para usarla para encontrar al jardinero con la información interna)
    -Rescate de la crisálida verde (no le gustó tener que cazarla porque si)
    -Empezando a hacerse conocido en la guardia (de cagaletrinas a limpiacatres! jajaa)
    -Se hace un nombre, la gente ya empieza a conocerle bastante
    -Logra superar el acceso a la universidad de Tral para aprender magia.
    -Rescate de unas caravanas con mercancias robadas (y robando parte de la misma mercaderia) (Quest loviatar).
    -Eliminamos una amenaza rivereña, cerca de Istek, dónde una máquina atraía unas bestías mágicas en forma de serpiente que asesinaban los animales.
    -Investigación, sobre el robo de una joya a la hija del alcalde, en Galparán.
    -Capturados y eliminados, los contrabandistas que se ocultaban bajo el suelo del bosque de tejón (y devuelta la mercancia, tras chorizar una parte de ella jaja).
    -Superado el examen de acceso a la Universidad de Tral.
    -¡Estudiando en la Universidad!
    -Formación de un grupo de aventuras, para buscar al «Jardinero» (trasfondo pj) y otras cuestiones.
    -Resuelta una amenaza, en la que unos espantapájaros malignos atacaban a viajeros.
    -Investigando sueño profético, relacionado con el hundimiento de un barco.

    Salieron más, desde la ultima actualizaci´n pero entre las mas importantes:

    -La traición y lo sucedido, respecto a Dyalex (sin querer entrar en mucho spoiler).

    -El doble juego Universidad-Embajador (y sus tejemanejes)

    -La boda de Aradan (con el reencuentro de su hermano)

    -El fin de su meta vital (el Jardinero ya no existe) [ahora con el tiempo buscaré otra nueva meta para él]

    La primera regla del ilusionista: La gente es estúpida, dales una pizca de motivación y creerán cualquier cosa…

Viendo 2 entradas - de la 1 a la 2 (de un total de 2)

You must be logged in to reply to this topic.

Una contraseña te será enviada por correo electrónico.